Carta a Colombia y a Marcha Patriótica en su quinto aniversario

Comunicados
Typography

COLOMBIANAS Y COLOMBIANOS,

Cinco años han pasado desde que miles de organizaciones sociales en el país nos encontramos en Bogotá, caminando desde los lugares más profundos de la geografía nacional para conformar el MovimientoF Social y Político Marcha Patriótica. No eran pocos los temores que traíamos hombres y mujeres que por más de veinte mil nos movilizábamos para la fundación de nuestra organización, llevábamos muchos años de un gobierno que persiguió cualquier forma de unirnos, con la fuerza, el miedo y el uso maniqueo de las leyes para la censura de los y las que pensábamos diferentes; pero nuestros sueños de una Colombia reconciliada y en paz eran mucho más fuertes que esos temores que habían intentado sembrar en el inconsciente de todos los que habitaran este país. 

Casi dos años antes nos encontramos en una gran movilización que nos dio el nombre, el 20 de julio de 2010, nos reunimos en la Universidad Nacional y marchamos, recordando el nacimiento de la patria colombiana, conmemorando el grito de la independencia de hacía dos siglos, pero reivindicando la urgente necesidad de un Nuevo Grito, una Segunda y Definitiva Independencia, pues quienes estábamos allí, teníamos claro que las condiciones sociales, políticas y económicas que vivimos no eran justas, que el colombiano era un pueblo trabajador y honesto, pero que quienes gobernaban desde el siglo XIX nos habían cambiado la colonia española, por la opresión criolla que hoy todavía se rotaban el poder entre las mismas familias que gobernaron desde el nacimiento de la república. 

Duramos dos años caminando calles y montañas, invitando amigos y amigas, contándoles nuestras ideas a grupos y colectivos, sumando sueños y rebeldías para darnos encuentro ese 2012 donde nos sentaríamos a sumar las bases de nuestra organización, a definir nuestra línea política y nuestra plataforma de lucha. Desde el inicio de nuestro nacimiento teníamos claro que la defensa de la vida, que la paz y la reconciliación era nuestro espíritu, que el futuro de nuestra país no podía estar ligado al miedo, ni al modelo neoliberal que solo hambre, pobreza y ausencia de sueños de futuro le había traído a nuestro país, que el campo existe, que así nuestra Constitución Política los haya olvidado, hay un campesinado fuerte en Colombia, que ellos, campesinos y campesinas, tienen en sus manos que trabajan, el sustento, el alimento y la vida de todas y todos nosotros. 

Y si, ese 2012 fue claro que toda esa Colombia olvidada, que la Colombia profunda que no suma en las encuestas y estadísticas oficiales, quería ser una sola con los hombres y mujeres que en las ciudades también venían sumando sueños, que querían dejar de lado el estigma de pobreza y la miseria como destino dictado por nuestros gobernantes. La Marcha Patriótica, surge e insurge hace cinco años cargada de ideas, de fuerza, de capacidad, de paciencia y esperanza, pero fundamentalmente con un nuevo destino escrito, con la idea clara que a pesar de los miles de obstáculos, Colombia debía ser fundada de nuevo, que una segunda independencia se iba a labrar de la mano de todas y todos lo que acompañaban a la Marcha Patriótica, campesinos, indígenas, comunidad LGBTI, religiosos, comunales, estudiantes y tantos más con los sueños cargados y cansados de un Estado los había olvidado y rechazado. 

Han sido cinco años, donde cada vez sumamos más, años en los que han intentado eliminarnos, estigmatizarnos, perseguirnos, encarcelarnos, cinco años en los que los enemigos de la paz, del cambio social, han intentado apagar los sueños a través de su eliminación física de 133 compañeros y compañeras; cinco años en los que han intentado atrapar tras las rejas los sueños de rebeldía de más de 300 de nuestros integrantes. Pero no saben lo obtusos y esquivados que son, pues esta persecución solo ha fortalecido la capacidad de movilización de nuestra Marcha, el crecimiento en los territorios y la firmeza de que vamos por el camino adecuado, pues como dice el viejo adagio del Quijote, ¡es señal que cabalgamos!

Nuestra Marcha Patriótica es una propuesta de organización eminentemente política, social y democrática, profundamente comprometida en la defensa de la causa popular y eso hace justa y perenne nuestra existencia. La nuestra es una organización madura que hoy, cuando la paz se asoma en nuestro país, cuando un Acuerdo de Paz representa el sentir de los cambios que requiere nuestra Colombia, la Marcha quiere ser alternativa de poder, alternativa de cambio, que hoy quiere defender la construcción de un país a la medida de los sueños de las grandes mayorías de colombianos y colombianos. 

Hoy cinco años después de nuestra creación, ad portas de nuestro Segundo Consejo Patriótico, no queda más sino agradecer a todas y todos los que han afincado sus caminos, sus ideas, deseos y sueños en nuestra Marcha Patriótica. Hoy decimos gracias a todas y todos los colombianos.

No queda más que enviarles un abrazo para todas y todos del tamaño de nuestras cordilleras y con la extensión amorosa que se siente desde punta gallinas hasta la quebrada San Antonio en nuestro Amazonas y desde el Cabo Manglares a la salida de nuestro gran Rio Mira hasta Ia Isla San José en grandioso Rio Negro, vecino con nuestra hermana república. 

¡FELIZ CUMPLEAÑOS! 

 

VOCEROS Y VOCERAS NACIONALES

Movimiento Social y Político Marcha Patriótica

21 de abril de 2017

 

Advertisement
Advertisement
Advertisement