Quienes se Benefician de la Guerra les Molesta que se Hable y se Promueva la Paz en Colombia

Artistas
Typography

Marcha Patriotica 23 de AbrilJunta Patriótica Nacional

26 de julio de 2011

En el departamento del Cauca, como en las demás regiones del país, se viene implementando una política de guerra inspirada en la salida militar al conflicto que vivimos en nuestra nación. En los territorios del norte del Cauca y sur del Valle del Cauca que comprenden los municipios de Santander de Quilichao, Caloto, Corinto, Miranda, Toribío, Pradera y Florida, se ejecuta el Plan de consolidación territorial de la zona nororiente del Cauca y suroriente del Valle del Cauca, cuyo principal componente es la militarización de la vida y del territorio, trayendo como consecuencia el recrudecimiento de la confrontación armada con la fuerza insurgente que hace presencia desde los inicios del actual conflicto colombiano. En este contexto se han incrementado las violaciones a los derechos humanos e infracciones al Derecho Internacional Humanitario, provocando desplazamientos, asesinatos a líderes, ejecuciones extrajudiciales, desapariciones, daños a bienes civiles y otros crímenes de lesa humanidad. Podemos constatar esta denuncia en los datos suministrados por la Defensoría del Pueblo, las organizaciones sociales y defensoras de derechos humanos.

Marcha Patriotica 23 de AbrilJunta Patriótica Nacional

26 de julio de 2011

En el departamento del Cauca, como en las demás regiones del país, se viene implementando una política de guerra inspirada en la salida militar al conflicto que vivimos en nuestra nación. En los territorios del norte del Cauca y sur del Valle del Cauca que comprenden los municipios de Santander de Quilichao, Caloto, Corinto, Miranda, Toribío, Pradera y Florida, se ejecuta el Plan de consolidación territorial de la zona nororiente del Cauca y suroriente del Valle del Cauca, cuyo principal componente es la militarización de la vida y del territorio, trayendo como consecuencia el recrudecimiento de la confrontación armada con la fuerza insurgente que hace presencia desde los inicios del actual conflicto colombiano. En este contexto se han incrementado las violaciones a los derechos humanos e infracciones al Derecho Internacional Humanitario, provocando desplazamientos, asesinatos a líderes, ejecuciones extrajudiciales, desapariciones, daños a bienes civiles y otros crímenes de lesa humanidad. Podemos constatar esta denuncia en los datos suministrados por la Defensoría del Pueblo, las organizaciones sociales y defensoras de derechos humanos.

Las comunidades campesinas, indígenas y afrocolombianas en distintas oportunidades han llamado de manera respetuosa al gobierno nacional a que se respeten los derechos de la población civil, no ya instalando bases militares en sus viviendas y tierras, que ponen a la población  como escudo de guerra; ante esta petición amparada en el Derecho Internacional Humanitario, no se ha recibido reconocimiento alguno en la voz institucional, incluso se ha tachado de terrorismo por altos mandos militares y ministros de Estado.

Como Marcha Patriótica respaldamos las acciones de paz realizadas por las comunidades y organizaciones que hacen parte de nuestro movimiento político y social, al igual a quienes no tienen articulación con nuestra iniciativa. Por esto realizamos el 28 de junio del presente año, la Caravana Social y Humanitaria por la vida, la armonía territorial y la paz, que salió de Bogotá, Popayán y Cali hacia la vereda Calandaima en el Municipio de Miranda. Fue en este lugar y ocasión donde la Senadora del pueblo y vocera de Marcha Patriótica Piedad Córdoba Ruiz, expresó su respaldo y promoción a las iniciativas de resistencia en el norte del Cauca; estas palabras representan nuestra opinión como Movimiento Político y Social y la de miles de hombres y mujeres que en diferentes latitudes del país claman por la paz y la solución política.

En el lugar donde llegó la Caravana por la vida, la armonía territorial y la paz, días atrás un grupo militar del Ejército Nacional, de manera ilegal e infringiendo el Derecho Internacional Humanitario ocuparon predios de propiedad campesina para instalar la base militar Las Tres Cruces, que según denuncias de la misma población en los alrededores de los predios mencionados estaba sembrado de minas antipersonales, para impedir la movilidad de las comunidades campesinas y de los dueños del predio, exponiendo a la población civil y generando en varios ocasiones que la población protegida por el Derecho Internacional Humanitario quedara en medio de la confrontación armada. Ante este hecho que atenta contra la vida de la población, esta pidió el retiro de la base militar, sin tener una respuesta positiva o alternativa; por esta razón de forma pacifica recuperaron sus tierras y pidieron de hecho el retiro de la base Las Tres Cruces, demanda que se mantiene al día de hoy. Al no resolverse la petición de la comunidad Marcha Patriótica con organizaciones sociales de distintos lugares del país emprendimos una campaña de solidaridad que se concretó en la Caravana mencionada. Valdría la pena preguntarse  ¿qué colombiano estará dispuesto a que en la sala de su casa sea instalada una base militar? ¿Acaso no nos debe causar indignación que el ejército supuesto garante de la Constitución siembre minas contra los campesinos? Aunque se escuchen truenos y tiemble, como Marcha Patriótica seguiremos denunciando estos atropellos.

No nos extraña que las palabras expresadas por nuestra vocera a favor de la paz, así como las de cualquier miembro de Marcha, sean tergiversadas por los que promueven la guerra, intentando crear distracciones a las gentes del común, buscando ocultar o minimizar hechos reales de corrupción institucional como en el que está vinculada recientemente la ex presidenta del Senado de la República a quien le dictaron medida de aseguramiento por lavado de activos, hecho que se suma a muchos otros que hoy cuestionan claramente la legitimidad y legalidad del sistema político colombiano.

La situación del departamento del Cauca es una muestra de que la política de guerra fracasó en todo el país y que la paz solo llegará mediante una solución política y dialogada, por tal razón seguimos convocando a todo el país a abrir un gran debate sobre este tema cardinal de nuestra realidad  y a sumar la mayor cantidad de esfuerzos en torno a este propósito.

Marcha Patriótica ratifica que su compromiso es con el campesino desterrado, con el indígena que defiende su territorio, con el estudiante que no tiene educación gratuita, con los trabajadores mal pagos, con los desempleados, con el pequeño minero y en general con los hombres y mujeres del común. A ellos y ellas, y a todo el país les decimos que seguiremos juntado y organizando las rebeldías por la segunda y definitiva independencia.

 

Está en Marcha la Esperanza, está en Marcha la Paz

Está en Marcha la Segunda y Definitiva Independencia 

Advertisement
Advertisement
Advertisement