I Encuentro estudiantil y comunitario por la paz el diálogo es la ruta

Estudiantil
Typography

 

 

JUSTIFICACION

 En el marco del actual proceso de paz entre la insurgencia de las FARC-EP y el gobierno Nacional llevado a cabo en la HABANA CUBA, es imprescindible la participación activa y propositiva de todos los sectores sociales y populares, además la necesaria vinculación  de  los actores económicos, sociales, políticos y académicos del departamento del Huila, con el propósito de respaldar y contribuir a ese  ambiente anhelado de paz para los colombianos. Nuestro departamento  ha sufrido profundamente las consecuencias de este conflicto que ya   hoy supera los cincuenta años y que ha causado miles de víctimas, decenas de desaparecidas, y un sin numero de violaciones a los derechos humanos  a largo y ancho  del país y en especial  ha violentando el derecho de todo Huilense  a disfrutar de esta rica e inexorable región. La paz debe convertirse hoy en ese anhelado deseo colectivo y para ello, generar espacios de participación ciudadana,  en donde a los jóvenes se nos permita jugar un papel importante en esa tarea histórica de conquistar la paz para nuestra presente y futura generación.

Por tal razón le apostamos  al dialogo como  la ruta adecuada para conseguir tal fin, consideramos importante que mediante escenarios como  este, permitirán  discutir y proponer cual es la paz que queremos los huilenses, y cuáles son las posiciones que como departamento exponemos al país. Exhortamos a la Universidad, al Colegio, a la Empresa, al Barrio, a nuestras autoridades Civiles a que rodeemos el actual proceso y lo blindemos contra  los enemigos de la paz  y le brindemos la confianza necesaria para que no se convierta en una   esperanza más frustrada para los colombianos.  Nuestro llamado es a que como departamento  Respaldemos    la solución política y negociada al conflicto colombiano,  considerándola como  la única  alternativa viable y legitima diferente a la guerra, para cumplir con los deseos del pueblo colombiano que reclama ya  la reconciliación nacional.

 (Marco teórico)

El Departamento del Huila Cuenta con 37 municipios que gozan de unas tierras altamente productivas en términos agrarios, energéticos, culturales y humanos, dado que se encuentra ubicado en el sur de la región andina, hace parte de la cuenca alta del río Magdalena, el cual nace en el Macizo Colombiano, lugar donde tiene origen la bifurcación de las cordilleras Central y Oriental y en esta medida goza de variados climas,  desde las nieves perpetuas, hasta el desierto, fenómeno que favorece su  potencial productivo en todas las áreas y que debe ser proyectado a la consecución de sistemas alternativos de producción de energía, en vista de las actuales condiciones climáticas que atraviesa nuestro  departamento. Tiene una extensión total de 19.890 km2 correspondiente al 1,7% del territorio del país.

 El departamento del Huila creció, en términos poblacionales, 6.62% entre 2005 y 2010, pasando de 1.011.418 a 1.083.200 habitantes, que representan el 2.4% de la población total de Colombia. Aproximadamente para el año 2020 los habitantes del Departamento  podremos ser un total de  1.225.260 habitantes.

En el año 2010 el 59.5% de los pobladores del departamento vivían en la zona urbanizada y el otro 40.5% en la zona rural.

La Estructura de la Población del Departamento por Sexo y Grupos de Edad con base en la proyecciones del DANE, año 2010, evidencia que la mayor población está concentrada en los rangos de edad de 10 – 14 años y de 15 ? 19años (21.38%), seguida de la población entre 0 y 9 años correspondiente a (20.9%), para un total de 42.28% menores de 19 años. A nivel general no se aprecian diferencias significativas en el número de hombres y mujeres: 51% hombres y 49 % mujeres.

Los anteriores datos estadísticos, muestran un pronto relevo generacional en términos  generales frente a los datos actuales y aún  más, frente a los retos actuales, de estos jóvenes que ingresan a un mundo  en el que los  valores humanos  son desplazados  por los materiales, como  futuros ciudadanos  “mayores de edad”  

 Teniendo en cuanta la necesidad de la toma de conciencia frente al potencial energético y minero de nuestras tierras y el  inadecuado abuso del que se empieza a hacer huso, es propicio recordar, que “cada generación humana exige que ella se conquiste, por la perseverante  actividad de su pensamiento, por el esfuerzo propio, su fe en determinada manifestación del ideal u su puesto en la evolución de las ideas.

Al conquistar  los vuestros, debéis empezar  por reconocer un primero objeto de fe, en vosotros mismos, la juventud que vivís  es una fuerza de cuya aplicación  sois los obreros y un tesoro de cuya inversión sois responsables.

Amad ese tesoro y esa fuerza; haced que el altivo sentimiento de su posesión  permanezca ardiente y eficaz en vosotros” (1) José Enrique Rodo ( ARIEL)

En esta medida  se deben encaminar los esfuerzos de toda la comunidad  Huilense  en la elaboración y ejecución  de propuestas de empoderamiento social  de las políticas de desarrollo nacional que garanticen la participación de los ciudadanos directamente en la toma de decisiones y que estén encaminadas a  causar  el menor impacto  en el  medio ambiente, presente y futuro de nuestro departamento y por ende de nuestra nación.

 De igual forma,  debemos adentrarnos  en el lenguaje de la paz, como herramienta fundamental hacia la  consecución de un mejor futuro, dejando la soberbia, la envidia el odio de otras épocas  y poder disfrutar de un futuro inmediato de forma pacífica con la otredad y con nuestro entorno, lo que implica un adecuado uso de nuestro potencial como departamento, particularmente el potencial agrario que debe re-potenciarse y garantizar el retorno  de actividades agrícolas benéficas para todo el departamento.

 Aspectos Sociales Básicos  a atender en el departamento:

 Situación de Pobreza medido por NBI

Según el DANE las NBI (necesidades Básicas Insatisfechas)  son  un Indicador que señala la carencia o insuficiencia por parte de un hogar de una de las siguientes cinco necesidades básicas: vivienda con materiales adecuados, servicios públicos de acueducto y alcantarillado, nivel bajo de hacinamiento (menos de tres personas por cuarto) ,bajo grado de dependencia (menos de tres personas a cargo de cada trabajador del hogar, con educación) y niños entre los 7 y los 11 años con asistencia escolar idónea. Si el hogar tiene una necesidad insatisfecha se considera que está en condiciones de pobreza y si tiene más de una se considera en miseria.

 Las necesidades Básicas Insatisfechas (Censo 2005) a 30 de julio 2010 para el Departamento eran del 32.56% equivalente a una población de 352.690 personas, del 21.80% sobre el total de la población en la cabecera municipal (141.353 personas) y del 48.83% sobre el total de la población resto (212.308 personas).

Los municipios que presentan porcentaje más alto de NBI son en su orden: Colombia 64.77%, Acevedo 64.10%, Tello 53.4% y Oporapa con el 53.3%. Es de anotar que el 40.5% de los municipios del departamento (15) presentan necesidades básicas insatisfechas que oscilan entre el 40% y 50%. Huila. Indicador de Necesidades Básicas Insatisfechas NBI por municipios.

  

   Indicador de Necesidades Básicas Insatisfechas NBI por municipios.

 

Municipios %

Municipios %

Municipios %

Neiva 17,70

Hobo 32,68

Saladoblanco 49,44

Acevedo 64,10

Iquira 44,29

San Agustín 42,49

Agrado 44,92

Isnos 46,63

Santa María 42,02

Aipe 38,01

La Argentina 44,67

Suaza 45,69

Algeciras 49,20

La Plata 44,51

Tarqui 40,85

Altamira 23,58

Nataga 42,28

Tesalia 29,53

Baraya 100,00

Oporapa 53,30

Tello 53,45

Campoalegre 26,67

Paicol 38,44

Teruel 34,45

Colombia 64,77

Palermo 30,22

Timaná 31,45

Elías 33,27

Palestina 44,97

Villavieja 40,00

Garzón 30,93

Pital 44,85

Yaguara 21,84

Gigante 30,70

Pitalito 37,08

 

Guadalupe 36,94

Rivera 32,32

 

Con relación a  los jóvenes.

La Ley Nacional de Juventud 375 de 1992 permitió  visibilizar al joven como sujeto de  derechos y  estableció el sistema nacional de participación con la  perspectiva de facilitar la articulación de los jóvenes  y sus organizaciones con el Estado, desde la dinámica  ejercida por los Consejos Municipales de Juventud. 

Los jóvenes de nuestro departamento, como en el resto del país, deben  jugar un papel protagónico y están llamados a  reivindicar sus derechos y aportar en la construcción de un  país democrático, incluyente y respetuoso de las  diferencias; ya que Jamás sobrará la juventud utópica y soñadora, antes por el contrario, hará falta y será siempre necesaria; por eso los jóvenes del Huila deberán  tomar su lugar, en la primera fila del partido de la historia, saltar al terreno de juego para decidir el encuentro siempre difícil entre lo caduco y lo nuevo. Infortunadamente seguimos siendo una población en estado de vulnerabilidad  que requiere una atención específica  ante los diversos problemas que enfrenta; pero frente a esta necesidad, la Corte Constitucional efectuó la revisión integral del proyecto de ley estatutaria, por medio de la cual se expide el Estatuto de la Ciudadanía Juvenil a través  de  la SENTENCIA  C-862/12 y que pasa a firma presidencial, sentencia que por cierto transforma o  deroga la Ley Nacional de Juventud y que en su concepción no tuvo realmente la injerencia de los sectores juveniles del país a excepción de una organización Gubernamental denominada Colombia Joven, que no aglutina en la práctica a la totalidad de los jóvenes a quienes se aplicará dicho estatuto, máxime cuando en el departamento del Huila los jóvenes  contamos con problemáticas especificas, principalmente  la falta de oportunidades para acceder a un trabajo, el  consumo excesivo de alcohol y drogas, la delincuencia  y las dificultades para acceder a la educación superior. 

Estos resultados básicos demuestran las grandes falencias con las que cuentan los jóvenes del departamento, teniendo en cuenta que estos resultados hacen parte de una encuesta a jóvenes de cuatro municipios llevada a cabo con una población de 491 jóvenes. (2) Separata (pnudcolombia.org)

podemos determinar  que  el balance total  debelará muchas cifras mas significativas y no tan prometedoras, pero que harán parte de los grandes retos a resolver en  la dinámica misma del fortalecimiento del sector juvenil como  sujeto, miembro de una colectividad y parte de una historia, que deberán jugar un   papel fundamental en el desarrollo de la misma en la búsqueda  de garantizar un futuro  pacífico  pero por  sobre todo digno para  este departamento.

Ante el  conflicto social y armado / diálogos de “paz”

Frente a los diálogos de Paz entre la insurgencia de las FARC-EP y el gobierno colombiano, planteados para la resolución del conflicto social y armado en Colombia, deviene necesaria la participación del sector educativo colombiano, en particular,  el sector de básica y media, con su bandera más ansiada: la justicia social; Ya que es este sector, de entre tantos, es  en quienes recaerá el futuro inmediato de los resultados de esta negociación.

La Justicia Social es el nombre sincero de la Paz, una paz encaminada a cambios sustanciales y no a cambios cosméticos que no traerían nunca una paz verdadera. ‘La Paz’, ese concepto tan manoseado, tan instrumentalizado, y a la vez tan anhelado debe estar de la mano de erradicar las precarias condiciones de vida de nuestro pueblo, hablar de paz también significa, empezar por desaparecer de ese deshonroso lugar en el que nos encontramos como el tercer país mas desigual del mundo depues de Haití; contradiciendo el ser el segundo país del mundo más rico en diversidad natural en fauna y flora.  La exclusión  que ha predominado en Colombia decretada por un modelo de país inviable orquestada desde el tradicionalismo de los partidos políticos que han orientado los designios de la patria hacia la expropiación de sus riquezas.

 el hambre que padecen muchas familias colombianas en el campo, en la ciudad, La angustia de los padres de ver a sus hijos morir de física hambre no es precisamente un ‘remanso de paz’. Nuestros niños involucrados con la prostitución y la delincuencia son la muestra de una realidad que no se puede ocultar,  que  está consumiendo  la esperanza   de cualquier nación “sus jóvenes”.

 Los municipios y ciudades hoy convertidos en dormitorios de las multinacionales hidroeléctricas amparadas por una política de gobierno de arrodillamiento a los intereses del capital transnacional.

. Tampoco puede considerarse una ‘situación de paz’ al asedio de la delincuencia común que aqueja la ciudad de Neiva y los 36  municipios más del departamento, delincuencia directamente derivada de la exclusión social y del funcionamiento sicarial impulsado desde el mismo estado a través de su herramienta paramilitar, aunado lo anterior a la sistemática desintegración de la organización social, estudiantil y popular. Cabe tener presentes estas cuestiones ante el dantesco cuadro que viven hoy países como Guatemala, en los que también hubo alzamiento insurgente ante la injusticia social por un lado, e intervención estadounidense y terror de estado para mantener el saqueo por otro lado; países en los que se firmó una paz cosmética, sin cambios estructurales, y en los que hoy las cruentas ‘Maras’ parecen ser el camino de la CIA para canalizar la rabia y el descontento social de miles de jóvenes excluidos: todo sea para evitar que se organicen políticamente en reivindicación de sus derechos.

 El conflicto social deviene armado ante el exterminio del cuestionamiento político, las elites gobernantes mantienen la injusticia social mediante la restricción del acceso a la educación, mediante los medios de alienación masiva, y mediante el exterminio de quién las cuestione, implementando el terrorismo de estado: en ese contexto preciso de saqueo y represión hay que sumergirse para entender el por qué de un alzamiento insurgente del campo popular, ante la imposibilidad de ejercer la organización social y política sin sufrir persecución encarnizada. Para hablar de paz en Colombia, hay que buscar la raíz de la guerra, y entender que el conflicto antes de ser armado, es esencialmente social.

 La paz de los negocios es esa misma que asesina niños por desnutrición y disfraza jóvenes de insurgentes para cumplir con los parámetros de sus negocios; mientras que la Paz de los pueblos removería los obscenos privilegios de la élite y del gran capital transnacional que vorazmente se acrecienta con base en el saqueo y el deterioro atmosférico y natural. No se trata de la misma ‘paz’. ¿No es acaso guerra el hambre, y guerra la desaparición forzada de quién busca acabarla? ¿Poner fin a la estrategia estatal de guerra sucia no es acaso medular? ¿No es acaso el terror de estado el que empuja a miles de jóvenes, que solo han medio aprendido a escribir y si acaso a sumar,  a la guerra, a través del servicio militar obligatorio; a la insurgencia, hastiados ya de sus  dolores sociales?

  De igual forma se implementa el exterminio de la oposición política desde el estado para mantener e intensificar una situación de despojo y empobrecimiento de las mayorías en beneficio del gran capital, y paralelamente al exterminio continuo, el gobierno habla de ‘conversaciones de paz’: en este marco es pertinente preguntarse si no se trata de un mecanismo para intentar tapar la grave crisis de legitimidad del gobierno Santos; crisis que se expresa en los diferentes paros y huelgas que se suceden uno tras otro a nivel nacional, en todos los ámbitos: desde las grandes movilizaciones campesinas, afro descendientes e indígenas, pasando por las comunidades movilizadas contra la mega minería,  los mega proyectos hidroeléctricos como el Quimbo y las intenciones de convertir al Campo colombiano y a sus campesinos en esclavos del gran capital con el cuentaso agro-industrial.

 Los sectores sociales y populares pero en especial, el estudiantado y profesorado en permanente movilización, los obreros en valientes huelgas, hasta las continuas protestas en las cárceles del país. El comunicado difundido por el  sector educativo en protesta nacional en septiembre 2012, expresa los niveles de lesión sufridos a la comunidad educativa con las medidas del gobierno Santos:

"El gobierno deshonró la palabra empeñada con FECODE y la MANE, violó los acuerdos laborales pactados e incumplió el compromiso de concertar la Reforma a la Educación Superior; en resumen, el gobierno 'le hizo conejo' al país en materia de educación. Mientras que el Presidente Santos hace lo que le viene en gana con la educación, salud, recursos naturales, y cierra las puertas del diálogo con maestros, estudiantes y trabajadores, intenta mostrar una imagen de conciliador al entablar conversaciones de paz con la insurgencia. Teniendo en cuenta la grave situación que vive el país en lo político, económico, social, ecológico ambiental, la Federación Colombiana de Educadores, la Mesa Amplia Nacional Estudiantil, las Asociaciones de Estudiantes de Secundaria, las Centrales Obreras y la Comunidad Educativa (…) Protestamos contra la política neoliberal expresada en:  la Privatización y mercantilización de la educación pública, hacinamiento de niños (…) Privatización de la salud pública (…)Tratados de Libre Comercio que arruinan la producción nacional e imponen el consumo; Desarrollo sin control de la gran minería y desvergonzada entrega de los recursos naturales a las multinacionales; Establecimiento de paraísos fiscales en favor del gran capital internacional; Descarado favorecimiento al sector financiero; Flexibilización del trabajo que precariza el salario y las condiciones laborales (despidos masivos, contratos temporales, nombramientos provisionales y Cooperativas de Trabajo Asociado); Reformas tributarias para eximir de impuestos a los poderosos y descargar pesadas cargas tributarias sobre los sectores populares; Incremento de tarifas de servicios públicos; Reformas pensionales y laborales indignantes que benefician al sistema financiero  y golpean los intereses de la clase obrera; Violación y desconocimiento de los derechos sindicales, persecución, hostigamiento, desaparición y asesinatos de maestros y dirigentes sociales” www.fecode.edu.co/index.php/noticia-informativa-2

 En este orden de ideas, debemos plantearnos como sector educativo, la gran necesidad de estructurar altos niveles de  dialogicidad  con el lenguaje del amor que se justifica en sí mismo, desdibujar la secuencia fatídica del conflicto, que determina que el golpeado será golpeador. Esta ardua labor es previsible en la medida en que  los y las docentes y sobre todo los y las estudiantes de las distintas  instituciones educativas de la ciudad y del departamento, partamos del hecho de que la solución al conflicto social,  del que deriva directamente el ardo, es responsabilidad nuestra  e cuanto que  tenemos la capacidad de detectar nuestras grandes y grabes  falencias y  de igual forma generar las soluciones adecuadas  y pertinentes a ellas a partir de la organización como sector de secundaria, perteneciente al amplio sector educativo, que en la actualidad  empeña sus esfuerzos en construir y consolidar un sistema educativo pertinente y adecuado a las necesidades de nuestra sociedad.

 La Educación Superior es un bien público social, un derecho humano y universal y un deber del Estado. Ésta es la convicción y la base para el papel estratégico que debe jugar en los procesos de desarrollo sustentable de los países de la región.

A.- Contexto

1.- La construcción de una sociedad más próspera, justa y solidaria y con un modelo de desarrollo humano integral sustentable, debe ser asumida por todas las naciones del mundo y por la sociedad global en su conjunto. En este sentido, las acciones para el cumplimiento de los objetivos del milenio (ODM) deben constituirse en una prioridad fundamental.

2.- Nuestra región es profundamente multicultural y plurilingüe. La integración regional y el abordaje de los desafíos que enfrentan nuestros pueblos requieren enfoques propios que valoren nuestra diversidad humana y natural como nuestra principal riqueza.

 3.- En un mundo donde el conocimiento, la ciencia y la tecnología, juegan un papel de primer orden, el desarrollo y el fortalecimiento de la ES es un elemento insustituible para el avance social, la generación de riqueza, el fortalecimiento de la identidad cultural, la cohesión social, la lucha contra la pobreza y el hambre, la prevención del cambio climático y la crisis energética, así como para la promoción de la cultura de paz.

 B.- La educación superior como derecho humano y bien público social

1.- La educación superior es un derecho humano y un bien público social. Los Estados tienen el deber fundamental de garantizar este derecho. Los Estados, las sociedades nacionales y las comunidades académicas deben ser quienes definan los principios básicos en los cuales se fundamenta la formación de los ciudadanos, y velar por que ella sea pertinente y de calidad.

2.- El carácter de bien público social de la educación superior se reafirma en la medida que el acceso a ella sea un derecho real de todos los ciudadanos. Las políticas educacionales nacionales constituyen la condición necesaria para favorecer el acceso a una Educación Superior de calidad, mediante estrategias y acciones consecuentes.

3.- En América Latina y el Caribe, en particular, se necesita una educación que contribuya eficazmente a la convivencia democrática, a la tolerancia y a crear un espíritu de solidaridad y de cooperación, que construya la identidad continental, que cree las oportunidades para quienes hoy no las tienen y que contribuya, con la creación del conocimiento, a la trasformación social y productiva de nuestras sociedades. En un continente con países que vienen saliendo de la terrible crisis democrática que provocaron las dictaduras y que ostenta la penosa circunstancia de tener las mayores desigualdades sociales del planeta, los recursos humanos y el conocimiento serán la principal riqueza de todas cuantas disponemos

D.- Valores sociales y humanos de la educación superior

 1 - Es preciso hacer cambios profundos en las formas de acceder, construir, producir, transmitir, distribuir y utilizar el conocimiento. Como ha sido planteado por la UNESCO en otras oportunidades, las instituciones de Educación Superior, y, en particular, las Universidades, tienen la responsabilidad de llevar a cabo la revolución del pensamiento, pues ésta es fundamental para acompañar el resto de las transformaciones.

2 - Reivindicamos el carácter humanista de la Educación Superior, en función del cual ella debe estar orientada a la formación integral de personas, ciudadanos y profesionales, capaces de abordar con responsabilidad ética, social y ambiental los múltiples retos implicados en el desarrollo endógeno y la integración de nuestros países, y participar activa, crítica y constructivamente en la sociedad.

3 - Es necesario promover el respeto y la defensa de los derechos humanos, incluyendo: el combate contra toda forma de discriminación, opresión y dominación; la lucha por la igualdad, la justicia social, la equidad de género; la defensa y el enriquecimiento de nuestros patrimonios culturales y ambientales; la seguridad y soberanía alimentaria y la erradicación del hambre y la pobreza; el diálogo intercultural con pleno respeto a las identidades; la promoción de una cultura de paz, tanto como la unidad latinoamericana y caribeña y la cooperación con los pueblos del Mundo. Éstos forman parte de los compromisos vitales de la Educación Superior y han de expresarse en todos los programas de formación, así como en las prioridades de investigación, extensión y cooperación interinstitucional. 

4 - La Educación Superior, en todos los ámbitos de su quehacer, debe reafirmar y fortalecer el carácter pluricultural, multiétnico y multilingüe de nuestros países y de nuestra región. 

5 - Las instituciones de Educación Superior deben avanzar en la configuración de una relación más activa con sus contextos. La calidad está vinculada a la pertinencia y la responsabilidad con el desarrollo sostenible de la sociedad. Ello exige impulsar un modelo académico caracterizado por la indagación de los problemas en sus contextos; la producción y transferencia del valor social de los conocimientos; el trabajo conjunto con las comunidades; una investigación científica, tecnológica, humanística y artística fundada en la definición explícita de problemas a atender, de solución fundamental para el desarrollo del país o la región, y el bienestar de la población; una activa labor de divulgación, vinculada a la creación de conciencia ciudadana sustentada en el respeto a los derechos humanos y la diversidad cultural; un trabajo de extensión que enriquezca la formación, colabore en detectar problemas para la agenda de investigación y cree espacios de acción conjunta con distintos actores sociales, especialmente los más postergados.

6 - Es necesario promover mecanismos que permitan, sin menoscabo de la autonomía, la participación de distintos actores sociales en la definición de prioridades y políticas educativas, así como en la evaluación de éstas.

Objetivo General

General: articular los actores sociales, organización populares y comunitarias, autoridades civiles, gremios económicos,  comunidad académica  del departamento del Huila en la dinámica  de generar un escenario amplio de discusión que permita posicionar el respaldo necesario a la búsqueda de la paz a través de la participación del pueblo en su conjunto  con sus propuestas de paz y de reconciliación en el marco del actual proceso llevado a cabo por el Gobierno Nacional y la insurgencia de las FARC-EP en la Habana Cuba . 

OBJETIVOS ESPECIFICOS

Integrar a todos los sectores  sociales y populares a participar de un gran escenario departamental de discusión y construcción de paz.

Incentivar a la comunidad académica del departamento del Huila  en la construcción de propuestas alternativas de paz.

Posicionar la necesidad de la paz con justicia social

 Construcción de una red estudiantil y comunitaria de gestores de paz para el departamento.

Instauración de mecanismos de veeduría y evaluación para un posible acuerdo de paz.

 

METODOLOGIA

 

El I ENCUENTRO ESTUDIANTIL Y COMUNITARIO POR LA PAZ “EL DIALOGO ES LA RUTA  se desarrollara bajo el esquema  de mesa redonda, además contara con la participación a través de video conferencia con   delegados del proceso de paz desde la HABANA  (CUBA) y   con la participación de los siguientes invitados:

 

LISTADO DE INVITADOS:

Martha Cecilia Abello…………………………….Decana de la Facultad de Derecho USCO

Joaquín Polinia……………………………………….Presidente Central Unitaria de Trabajadores CUT

Hawer Orjuela………………………………………..Presidente Asociación de Institutores Huilenses ADIH

Ariel Rincón Machado………………………….. Presidente cámara de comercio de Neiva

Gustavo Briñes……………………………………….Docente Universidad Surcolombiana

Sergio Younes………………………………………. Ex presidente Asamblea Departamental.

Cristian Vargas…………………………………… Delegado de la Federación de Estudiante Universitarios FEU

David Flores…………………………………………..Constituyentes por la paz.

Lorena Sanchez………………………………… Secretaria. Asociación de Trabajadores Campesinos ATCH

Video conferencistas…………………………….Mesa de diálogos Habana Cuba.

 

Cronograma de trabajo

08:00 am -09:00 am

Acreditación

09:00 am -09:15 am

Instalación protocolaria del evento

09:15 am -09:30 am

Proyección de material didáctico videos

09:30 am -10:00 am

Muestra Cultural

10:00 am – 11:30 am

Desarrollo, Dialogo Mesa Redonda

11:30 am – 12:00 m

 

Conformación de la red estudiantil y comunitaria de    

gestores de paz para el departamento.

12:00m -12:30

 

Refrigerio, conclusiones, clausura y llamamiento a la paz

 

Advertisement
Advertisement
Advertisement