Humo blanco para diálogo Cumbre Agraria - Gobierno Nacional

Cumbre Agraria
Typography
 

Las organizaciones agrarias mantuvieron su unidad y retomarán la negociación con las autoridades en Santander de Quilichao, Cauca

Luego de once días de paro, la noche de este 9 de junio se acordó reinstalar la mesa única de interlocución entre la Cumbre Agraria y el gobierno nacional.

Después de mucha paciencia y esfuerzos, se logró un arreglo para retomar formalmente el diálogo de las organizaciones agrarias y las autoridades en el consejo comunitario de Quilamayó, municipio de Santander de Quilichao, Cauca.

Como parte del acuerdo alcanzado este jueves, la Cumbre Agraria se comprometió a despejar la carretera Panamericana, epicentro de las movilizaciones, durante 36 horas. Al cabo de este plazo, la Cumbre Agraria evaluará el estado de las negociaciones para definir el rumbo de esta nueva protesta.

El gobierno, por su parte, dará plenas garantías a las comunidades movilizadas y a sus voceros, según un protocolo elaborado por las partes.

De esta forma, este 10 de junio se reinicia formalmente el diálogo entre voceros de la Cumbre Agraria y delegados del gobierno, donde se definirá una metodología y un cronograma para la negociación, que a pesar de más de dos años de su instalación, aún no logra acuerdos sustanciales.

La Cumbre Agraria llegó a este acuerdo con las autoridades manteniendo la unidad de sus organizaciones integrantes, a pesar de la andanada del gobierno para dividirla desde mesas de diálogo paralelas.

Las comunidades étnicas y campesinas esperan que en este nuevo proceso de negociación se aborde plenamente el pliego único de la Cumbre, que contempla ocho puntos sobre la política agraria nacional.

También se ha reiterado la exigencia del respeto a los derechos humanos y a las garantías para la protesta social, pues la represión contra las comunidades movilizadas ha generado 3 manifestantes muertos y cerca de 200 heridos.

 

Oficina de Prensa Marcha Patriótica

Advertisement
Advertisement
Advertisement